La compañía de movilidad urbana Bird va a incluir una nueva función en sus patinetes eléctricos que operan en Madrid para avisar a sus usuarios, en primer término, e impedirles, si no rectifican, que circulen por zonas no permitidas, como aceras o tramos peatonales, según han informado tanto Bird como U-Blox, encargada de desarrollar el sistema de rastreo, en sendas notas de prensa. La empresa explica que va a probar esta herramienta en la capital de España a partir de 2022, después de ponerla en funcionamiento en dos ciudades de Estados Unidos, Milwaukee y San Diego.

La función que va a incluir Bird en sus patinetes está basada en un sistema de GPS de alta precisión y sensores denominado ‘Smart Sidewalk Protection’, que detectará si el vehículo se sale de la calzada. En un primer momento, la herramienta hará que el propio patinete emita alertas sonoras al circular por zonas no permitidas y enviará al usuario notificaciones al teléfono mediante la aplicación con la que se accede al servicio. De ignorar estos avisos, el vehículo comenzará a reducir su velocidad hasta apagarse y detenerse por completo.

La legislación de tráfico en vigor establece que los patinetes eléctricos tienen prohibido circular por aceras, así como por vías interurbanas, travesías, autopistas, autovías o túneles urbanos, según explica la Dirección General de Tráfico. Asimismo, estos vehículos tienen prohibido cicular a más de 25 kilómetros por hora.

La compañía de patinetes eléctricos Link, que también opera en Madrid, entre otras ciudades de España, lanzó el pasado mes de septiembre una función parecida, aunque en su caso el sistema rastreaba más variantes que la simple localización precisa para enviar las alertas: mediante el análisis de datos y la tecnología de rastreo, puede detectar si el vehículo circula en sentido contrario, virajes bruscos, frenadas rápidas o circulación por la acera.

Un rastreo que planteaba ciertas dudas sobre privacidad y uso personal del vehículo, tal y como contamos en Xataka, ya que hasta ahora pocas compañías de movilidad se han inmiscuido tanto en la utilización de su producto.

La herramienta de Bird también incluye tecnología capaz de detectar, por ejemplo, la velocidad o la dirección en la que circula el patinete, pero la compañía sólo ha especificado que usará su sistema para impedir que los usuarios utilicen sus vehículos en la acera.

El sistema de Bird

Bird ha explicado que esta nueva función está compuesta por un módulo de navegación de alta precisión que fusiona datos de sensores y del sistema global de navegación por satélite (GNSS, por sus siglas en inglés) y proporciona información de ubicación al centímetro en cualquier condición.

El citado módulo es un receptor GNSS multiconstelación de banda dual que admite hasta ocho veces más tipos de señales de satélite y cuatro veces más constelaciones (GPS, Galileo, GLONASS y BeiDou) que las soluciones estándar. El módulo procesa datos del vehículo en tiempo real, incluida la velocidad de la rueda, la aceleración, la orientación espacial y los datos cinemáticos en tiempo real que corrigen la interferencia ionosférica.


La noticia

Estos patinetes eléctricos compartidos pitarán y se apagarán solos si circulas por la acera: empezarán a funcionar en Madrid a partir de 2022

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Pablo Rodríguez

.


Ir a la fuente
Author: Pablo Rodríguez

Powered by WPeMatico