Cubano rompe record mundial en Santiago de Cuba al manejar una moto 8 km con los ojos vendados.