Cuando nos unimos ―y aquí cabría decir, encadenamos― para hacer el bien, por y para la prosperidad de ese “todos” en el que cabemos cada uno de nosotros, las mejores soluciones emergen. Nuestra propia guerra contra la COVID-19 lo ha demostrado y tenemos el deber de continuar reafirmándolo en esa otra normalidad que vendrá, en la “era” pospandémica.
Ir a la fuente
Author: Cubadebate

Powered by WPeMatico